Foro Social Florencia en alerta antibélicaEl

Foro Social Europeo enfocó este viernes sus críticas sobre la campaña internacional antiterrorista de Estados Unidos y el riesgo de ataque contra Iraq, mientras la participación en las actividades programadas supera toda expectativa.

von: IPSenspanol | Veröffentlicht am: 10. November 2002

Drucken

Hier finden sich ähnliche Artikel

Los más de 160 seminarios y talleres que comenzaron a sesionar el jueves en la ciudad italiana de Florencia y que finalizarán este sábado fueron precedidos el miércoles por un espectáculo musical.

Para el domingo se ha previsto otro tipo de actos, siempre con el lema ”Otra Europa es posible: Contra el neoliberalismo, la guerra y el racismo”.

FLORENCIA, ITALIA ”No tenemos nada contra Estados Unidos. Estamos en contra del terrorismo”, pero también ”contra el método que (el presidente estadounidense George W.) Bush usa para extirparlo, utilizando la guerra”, dijo este viernes la periodista italiana Rossana Rossanda en la conferencia ”Europa en el nuevo (des) orden mundial”.

Por su parte, el activista Tobias Pflueger, de la asociación antimilitarista alemana Imi, acusó a la Unión Europea de ser ”dependiente de la voluntad y los intereses de Bush”, y condenó la ”guerra imperialista”, que pretende lanzar Washington para derrocar el gobierno iraquí de Saddam Hussein.

Pflueger aseguró que en un centro militar cercano a Bruselas se están entrenando 12.000 soldados franceses, 12.500 británicos y 18.500 alemanes para participar en una ofensiva militar contra Iraq.

”La Unión Europea pasó de ser una alianza económica a una alianza militar. De alianza defensiva se ha transformado en una alianza para ataque. La unión militarizada no es nuestra opción. Nosotros queremos una Europa construida desde abajo”, añadió.

Mientras, Colleen Kelly, de la asociación estadounidense Peaceful Tomorrow que reúne a familiares de las víctimas de los atentados del 11 de septiembre de 2001 en Nueva York y Washington, condenó también la campaña antiterrorista lanzada por Bush.

”El ataque contra las torres (gemelas del World Trade Center de Nueva York) no fue un acto de guerra, sino un acto terrorista, y como tal debe ser juzgado en un tribunal de justicia”, apuntó, para anunciar luego la próxima realización de manifestaciones pacifistas frente a la Casa Blanca a partir del 17 de este mes.

”Lloré la muerte de mi hermano (el día de los ataques), pero también lloré el 7 de octubre de 2001, cuando el gobierno de Estados Unidos inició la guerra contra Afganistán”, puntualizó Kelly.

Los organizadores del Foro Social Europeo, que se realiza en la central ciudad italiana de Florencia, habían previsto la inscripción de unas 18.000 personas para los seminarios y talleres, pero hasta este viernes se habían anotado 35.000 participantes.

En Florencia se encuentran intelectuales, sindicalistas, ambientalistas y representantes de otras organizaciones no gubernamentales de más de 100 países, la mayoría franceses, españoles, británicos, alemanes, griegos, austríacos y húngaros.

Participan además unos 18.000 periodistas acreditados, en representación de unos 1.800 medios italianos y extranjeros.

Para este sábado está prevista una gran marcha callejera, en la que se espera participen entre 150.000 y 200.000 manifestantes contra las intenciones de Estados Unidos de atacar Iraq.

Para trasladar a los manifestantes se movilizarán 20 trenes especiales y cientos de ómnibus desde el resto de Italia y de otros países de Europa.

Los activistas programaron también para este sábado un seminario sobre la responsabilidad de la empresa química transnacional Dow Chemical en una pérdida de gas letal en su fábrica de pesticidas de la septentrional ciudad india de Bhopal, en 1984.

Se calcula que unas 20.000 personas murieron por exposición directa a esos gases y más de medio millón siguen sufriendo los efectos de la nube tóxica, en lo que se considera el peor desastre químico de la historia de la humanidad.

Miembros de la organización ambientalista Greenpeace se treparon este jueves a un depósito de Dow Chemical en la ciudad de Livorno, cerca de Florencia, y desplegaron un cartel con una calavera que tenía la marca de la compañía en las órbitas y con la frase: ”Dow, salda tu deuda con Bhopal”.

”Continuaremos nuestra batalla hasta que Dow Chemical se comprometa al saneamiento de Bhopal, y garantice a la población agua potable y un adecuado resarcimiento a las víctimas”, dijo Vittoria Polidori, de Greenpeace.

El temor de los organizadores del Foro y de las autoridades de la ciudad sobre la posibilidad de que se registraran disturbios aumentó luego de que los llamados ”black blocks”, pequeños grupos anarquistas italianos, anunciaran actos de desobediencia civil.

Pero esos grupos han protestado de modo pacífico hasta ahora y los 6.000 efectivos de seguridad desplegados han logrado alejar el llamado fantasma de Génova, en referencia a las movilizaciones realizadas en 2001 en esa ciudad contra la cumbre del Grupo de los Ocho países más poderosos, en las que murió el joven activista italiano Carlo Giuliani.

Un centenar de anarquistas se agruparon el jueves frente a la cárcel de Solliciano, cerca de Florencia, para protestar contra el sistema carcelario italiano, mientras otros ocupaban una fábrica de topadoras, en reclamo simbólico por la demolición de casas de palestinos por parte del ejército de Israel.

Mientras, la polémica desatada por la periodista italiana Oriana Fallaci aumentó este viernes.

Fallaci, en un artículo publicado en el diario italiano Il Corriere della Sera en vísperas del Foro, había calificado a los activistas de ”falsos revolucionarios”, que ”viven del dinero de papá, dicen tonterías sobre la pobreza y culpan de todos los males a Estados Unidos”.

La periodista, firme defensora de la campaña antiterrorista de Bush y que está de paso en Florencia, aconsejó a los habitantes de la ciudad a ”cerrar todo” por la inminencia de disturbios en las calles.

Haidi Giuliani, madre del activista muerto en Génova el año pasado, respondió a Fallaci calificándola de ”terrorista”.

”Quien siembra el terror es terrorista. Un terrorismo gratuito, contraproducente y absolutamente injusto”, dijo Giuliani al periódico italiano La Reppublica.

”Lo único que temíamos en Florencia era la desorganización italiana, pero, por el contrario, está funcionando de maravilla. Por ahora no puedo más que elogiar a la organización”, añadió.

”Sembrar el odio que ha sembrado con su artículo es una operación de terrorista. La señora Fallaci es una terrorista”, dijo también el escritor italiano Dario Fo, premio Nobel de Literatura, en una intervención durante el Foro.

Mientas, Luca Casarini, del grupo italiano Desobedientes, llamó a Fallaci la ”(Osama) bin Laden occidental”

Fuente: IPS Enlace:

Ähnliche Artikel